Tag: comunicación interna

Las organizaciones buscan tener una correcta gestión del personal, misma que es comprobable cuando las personas evolucionan junto con la empresa. Los líderes de la compañía buscan crear proyectos junto con el área de Recursos Humanos de manera que se formulen estrategias para mejorar la productividad y eficiencia en el área de trabajo.

 

La resolución de conflictos es una capacidad que se debe desarrollar en toda organización al momento de comenzar un proyecto de Recursos Humanos, pero ésta debe ser detectada previamente por el área. De ahí la importancia de contar con una comunicación clara y sencilla.

 

La comunicación verbal efectiva se refleja cuando se llevan a cabo proyectos de rotación o introducción de nuevos elementos al área; dichos elementos pueden ser físicos, nuevo personal o estrategias de comunicación interna. Esta habilidad permite una mejor relación con los colaboradores de la organización, ayudando a proyectar una buena imagen profesional.

 

La gestión de talento va más allá del manejo de personal, implica reconocer áreas de oportunidad para las diversas habilidades de los colaboradores, de manera que se impulse el avance profesional de cada uno para evitar la fuga de los talentos sobresalientes.

 

Por otro lado, la tecnología se ha convertido en un gran aliado para el área de Recursos Humanos,porque brinda nuevas herramientas que facilitan la comunicación con los trabajadores y la administración interna de las actividades. Cuando cada persona conoce las actividades que le corresponden para lograr la meta de la empresa, le es más fácil desarrollar un desempeño laboral efectivo.

 

Las relaciones laborales es otro punto que ayudará a detectar qué habilidades explotar, ya que cuando un equipo coexiste positivamente, se refleja en los resultados del trabajo.  Además del fortalecimiento de la comunicación, los acuerdos e ideas propuestas en juntas laborales conseguirán un desarrollo más eficaz, beneficiando la capacidad de liderazgo del director de la empresa.

 

Recursos Humanos debe considerar que el punto de partida para cualquier estrategia o proyecto que se plantee es el capital humano. Sin el análisis del trabajo y actitud de un colaborador no puede iniciarse un proyecto ni pueden aplicarse estrategias para la mejora de la empresa.

La imagen de una empresa es de los principales factores que se deben cuidar constantemente, esta imagen está compuesta por elementos externos como logo y slogan, edificios, e incluso la vestimenta, como es el caso de los abogados.

 

Los integrantes de la empresa deben estar conscientes de los valores y pautas de conducta que componen a la organización de la que forman parte, la personalidad errónea de un directivo puede afectar el negocio con un nuevo cliente, respetar la cultura que posee tu lugar de trabajo garantiza el factor de integración con tus compañeros, desarrollando un entorno social agradable.

 

Así como cada persona posee una característica o rasgo que la hace única, la cultura corporativa es lo que destaca a una empresa de otras. Cada posee su propia historia, visión, objetivos, detalles que ayudan a que el cliente cree una previa idea de la empresa, incluso el branding va de la mano con la cultura que posee una empresa, ya que una persona se casa con una marca al sentirse identificada con los valores que se reflejan.

 

Un ejemplo claro es el caso de Apple, empresa fundada por Steve Jobs, quién creía que la creatividad y el no tener temor eran los factores principales para crear productos únicos. Las personas se sintieron identificadas con los valores que la empresa difunde, el mismo público le da este valor al relacionar este tipo de marcas con carreras en específico, o para transmitir el mensaje deseado de tu negocio. Si al entrar a la una agencia de gran prestigio notas que cada uno de los integrantes posee una computadora de esta compañía, la gente percibe elegancia e incluso asumen un nivel socioeconómico alto.

 

Steve Jobs es de los principales CEO’s que comprendió la importancia de la cultura corporativa, impartiendo estos conceptos a los integrantes de la compañía:

 

  • Constante innovación: Impulsar a los integrantes de tu equipo a asumir riesgos y exponer sus ideas sin temor al fracaso.
  • Ganar-Ganar: El éxito que le empresa consiga es tu éxito también, la empresa no conseguiría resultados sin sus integrantes
  • Trabajo en equipo constante: Actividades donde se requiera la colaboración de todos los miembros del equipo, cada persona es un mundo diferente con ideas para aportar.
  • Crea Calidad y no cantidad: Tu equipo siempre debe orientar los resultados hacia la calidad que le den al producto y no la cantidad que buscan distribuir.

 

Estos son consejos que puedes aplicar a tu proyecto de comunicación organizacional, Relaciones Públicas y Marketing, a los departamentos que se crea necesario. La cultura corporativa forma parte de los elementos que puede hacer de tu empresa algo único, que destaque y sea reconocida, que atraiga a consumidores o usuarios, por eso se debe impartir regularmente a los empleados que conozcan a la empresa de la que forman parte.